HTC ha mostrado en su informe financiero del primer Q1 del 2013 que los números no pintan bien.

Después de un 2012 duro por culpa de Samsung (entre otros), HTC ha querido lanzar un terminal excelente que pretende ser “el salvador” de la empresa para el 2013 (el HTC One), pero las dificultades de fabricación han provocado que la empresa tuviese que hacer retroceder el lanzamiento.

HTC_Q1_2013

Los resultados son malos si los comparamos con el año anterior. En el primer trimestre fue de $ 2,8 millones, una caída dolorosa 36’88% en comparación con el trimestre del 2012, pero uno de los motivos es la espera por la llegada del buque insignia y, también, el hecho de que HTC no encuentra la forma ideal de vender sus productos. Lo repetimos, el HTC One tiene todos los ingredientes para ganar al Samsung Galaxy S4, pero el mercado no sabemos si dejará de apostar por Samsung a favor de HTC. ¿Y vosotros?

Son los primeros resultados “no oficiales” pero los números no serían muy diferentes. En el segundo trimestre podríamos ver unos resultados mejoraros gracias a HTC First y al buque insignia. Veremos que tal les va…

Comentar
Tu email no se publica
  • ( no se publica )