El ciclo de vida de un Smartphone en España es de 20 meses, según un estudio presentado por Kantar Worldpanel; esto representa de 3 a 4 meses más que hace sólo dos años. Esta tendencia de tardar cada vez más en renovar nuestro teléfono es generalizada en Europa*, Estados Unidos y la China urbana, donde los terminales duran 20,4 (+2,1), 21,6 (+1,1) y 19,5 (+0,9), meses respectivamente.


Tienda-smartphone
Según el informe de Kantar Worldpanel, los constantes lanzamientos y actualizaciones, tanto de dispositivos como de sistemas operativos, como el elevado precio de los mismos que en muchas ocasiones son pagados por plazos mensuales, son uno de los motivos que están retrasando cada vez más la decisión de compra del consumidor, que está siempre esperando la próxima “gran novedad” para renovar su teléfono.

Asimismo, 9 de cada 10 españoles disponen de teléfono móvil y 7 de éstos son ‘inteligentes’, tasas equiparables al resto de países analizados: un 91% de los estadounidenses y europeos y un 97% de los chinos tiene teléfono móvil. En cuanto a Smartphones, el porcentaje de usuarios alcanza el 65% en Estados Unidos, el 74% en Europa y el 72% en la China urbana.

Esta madurez que está alcanzado el mercado, junto con los ciclos de vida cada vez más largos de los terminales, hace prever que el mercado de telefonía deje de registrar los crecimientos de dos dígitos de los últimos años, y que deba buscar nuevas vías de desarrollo.

El informe de Kantar Worldpanel identifica algunas de las oportunidades para el sector:

  • El crecimiento en el corto plazo estará en convencer a los usuarios de teléfonos no inteligentes de pasarse a smartphone’s, y en retener y atraer a los que ya tienen uno. Respecto a los que todavía no lo tienen, la mayoría se muestran reacios por su precio: los usuarios de un Smartphone gastaron 276 euros en 2015 en su dispositivo, ante los 57 euros que gastaron los que compraron un teléfono móvil.
  • Para atraer a los dueños de un smartphone, la clave para las marcas está en retener a sus clientes y ganar nuevos de la competencia. En este sentido, los usuarios suelen ser fieles a su sistema operativo, y en menor medida al fabricante. Apple y Samsung son los que más retienen a sus usuarios, y son también las dos marcas con mayor intención de compra entre los usuarios que planean cambiar su Smartphone.
LifeCycles_Spain

A más largo plazo, el informe señala nuevas vías de negocio más allá de los propios dispositivos, como es el desarrollo en plataformas y software o los nuevos dispositivos conectados (wearables, internet de las cosas, hogares conectados…).

Así, tanto Samsung como Apple vuelven a ser las empresas con un futuro prometedor. Mientras Apple presenta un wearable con tienda de aplicaciones propia, así como en los Macbook’s y en los iPad’s; Samsung hace lo mismo con sus Galaxy S edge (ya que poseen aplicaciones adaptadas a sus pantallas curvadas que solo se venden en la tienda de aplicaciones de Samsung), sus smartwatches corren Tizen OS (lo que representa, también, una tienda de aplicaciones propia con ingresos para la propia Samsung) y por último, unas gafas de realidad virtual con tiendas de contenidos exclusivas, una bajo la propiedad de Oculus y otra, bajo la propiedad de Samsung.

Veremos qué pasa en un futuro próximo… 

Comentar
Tu email no se publica
  • ( no se publica )