Por lo visto HTC tiene varios frentes abiertos, en Reino Unido estuvieron a punto de prohibirles vender el HTC One y HTC One Mini justo por estas fechas, pero por suerte para ellos, el juez decidió no prohibir la venta de estos smartphones para que la empresa no se quedara sin poder vender su buque insignia en Navidad. Veremos qué pasa después de las fiestas.

HTC_logo

A parte de los problemas en Reino Unido, también tienen problemas en Alemania, donde un juez ha dictaminado que HTC ha infringido una patente de Nokia relacionada con el USB. A causa de ello, el tribunal alemán ha emitido una orden judicial contra todos los dispositivos HTC con sistema operativo Android que se vendan en el país.

HTC ONE mini_eleventel

Esta patente sobre el USB ayuda al ordenador a decidir qué controlador utilizar cuando se conecta un smartphone a través del puerto USB. Para solucionarlo es probable que la compañía decida prescindir o modificar esta opción antes de que no pueda vender en Alemania. Otra opción sería negociar con Nokia para que le licenciara esta patente, HTC tendrá que barajar qué le va mejor.

Después de HTC puede que pasen a otros fabricantes que usen la misma patente, así que podemos ver como pierden esta funcionalidad en el país Alemán.

¿Porque sólo Android?

Muchos de vosotros os haréis la pregunta de porqué sólo pasa con Android y no, por ejemplo, con Windows Phone. Pues bien, la respuesta es que Microsoft tiene una licencia para utilizar dicha patente. Así que no tienen que preocuparse.

HTC_8X

En Estados Unidos anunciaron la pasada semana que revisarán una resolución preliminar donde se explica que HTC también ha utilizado un par de patentes de Nokia y aunque todavía no sabemos que pasará podrían también prohibir la venta de sus dispositivos en EE.UU.

Fuente.

Comentar
Tu email no se publica
  • ( no se publica )